INTRODUCCION


Hace más de 25 años, la UNESCO reconoció el valor patrimonial del sonido y recomendó su salvaguarda y conservación.

Hoy sabemos que la herencia sonora y audiovisual del mundo está compuesta por más de 200 millones de horas.
De éstas, el 40% se resguarda en archivos de Europa, Australia y Estados Unidos, los cuales cuentan con las condiciones idóneas de preservación.

Por lo que toca a América Latina, muchos de los acervos sonoros carecen de condiciones de conservación, con lo cual estamos ante el riesgo de que se extinga esta vasta herencia, parte fundamental de la identidad y cultura de nuestros pueblos.

La creación de la Fonoteca Nacional, es un modelo integral de salvaguarda y promoción del sonido, que expresa una política de Estado que incide puntualmente en el valor y la preservación del Patrimonio Sonoro Nacional, su cultura y su identidad.

La naciente institución fortalecerá la cultura de la preservación del patrimonio sonoro de Argentina a través de una amplia oferta de servicios y actividades académicas y culturales, que harán de la Fonoteca Nacional un centro vivo de fomento de la cultura del sonido.